¿Método Osmin?

Hace unas semanas vi en la televisión un programa que me llamó bastante la atención. Lo anunciaron como, el método Osmin, y era algo así como, un entrenador que te hacía perder peso y mejorar la condición física en 30 días. Hasta ahí, todo bien, algo que no era demasiado descabellado y que podría funcionar.
Con solo 5 segundos de programa ya me di cuenta que eso no era lo que vendían y que por desgracia, todo vale para ganar audiencia en TV.

Como entrenador, y estudiante de la carrera de psicología, me da un poco de lástima ver como hay programas de tv que quieren vender métodos de entrenamiento donde, en 30 días, solo comen lechuga, beben agua, no hacen sexo, gritan y hablan mal a los alumnos.

El entrenador llevaba un gorro y unas gafas de natación, a la vez que entrenaba a los alumnos por la calle. Si veía sillas de un bar, les hacía levantar las sillas, cada “x” minutos, les hacía hacer flexiones como locos, sentadillas, tijeras dinámicas a lo largo de la acera de la calle, y un sinfín de barbaridades impropias de un entrenador que teóricamente debe ser un buen entrenador, por eso lo contrata un programa de televisión.

¿Por qué nos hacen estudiar la periodización de entreno de Bompa, Matveev? ¿Qué pensarán profesores como Julio Tous, o el gran preparador físico Paco Seirulo al respecto? ¿Y los psicólogos? Creerán que esas formas de tratar a un alumno con gritos, “insultos” y poca empatía, será lo que por ejemplo recomienda un gran profesional de la motivación como Xesco Espar?

Hemos llegado a un punto en el que “todo vale” para vender, y lo peor de todo, es que a una gran parte de la población, les parece bien y les gusta este tipo de programa…

El programa finaliza diciendo que todas las personas entrenadas por Osmin, consiguen sus objetivos (perder 10-12-15 kilos). Y mi pregunta es: ¿Cómo no van a perder peso, si durante 30 días apenas comen, solo beben agua y hacen deporte como locos? ¿Y después?

Espero que este tipo de programa no sea un principio de muchos otros.